El bailaor del Canal

Es mediodía en Madrid y en la estación de Canal unos vienen, otros van y otros simplemente están.

En el andén, aparentemente, todo fluye con normalidad. El cartel del metro que indica el tiempo de espera, los enormes carteles publicitarios, el amarillo metálico de las paredes, el ascensor, un pilar delante del ascensor…y ¡Oh my god! ¡Una sombra! (“A shadow!”, como dirían los ingleses).

Doy un paso al frente, giro 45 grados hacia la derecha y ladeo mi cabeza en busca de una nueva perspectiva que me transporte a la Luna.

Este deseo, digno de cualquier artículo de la extinta Súper Pop, deja de ser tal en el mismo momento en el que veo cómo unos pies se deslizan por la nueva pista de baile de aquel escenario.

Continúo observando y no puedo evitar que se me escape una discreta carcajada, hasta que descubro una mirada cómplice que me dice: te he pillado mirando al bailaor del Canal y tú a mí también.

Y efectivamente, esos pies pertenecen al bailaor que porta una especie de chilaba chandalera blanca y negra. Un tipo que, religiosamente, pasa todos los medio días en la estación del metro de Canal bailando su particular versión del moonwalk.

No pide dinero. Si acaso, quizá reclame atención para que alguien le lleve al casting de “Tú sí que vales”. No se sabe si es su modo de pasar el tiempo hasta que llegue la hora de comer o quizá la consecuencia de una expulsión de clase. Lo que es seguro, es que a algunas nos alegra el día, a los nuevos espectadores les sorprende y seguro que a muchos entretiene.

Sé además que hay documentos gráficos que han captado a este arriesgado bailarín, provocador de la vía del tren con cada misterioso paso de baile que da. Sin embargo, no me interesan en absoluto los vídeos registrados sin permiso por freaks que tan sólo buscan avivar su relación de pareja. Siempre me ha parecido más interesante la magia del directo.

Por este motivo (grabaciones sin permiso) reivindico RESPETO para el bailaor del Canal por tres motivos: tiene mucha marcha, mantiene vivo el espíritu del moonwalk y además, es la reencarnación de Michael Jackson [O_O]

¡Larga vida al metro de Madrid, que no informa, pero entretiene!

Anuncios
El bailaor del Canal

Si quieres dejar tu comentario no te cortes, yo pongo los guantes...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s